La Demanda de Divorcio. ¿Qué necesitas saber?

La Demanda de Divorcio. ¿Qué necesitas saber?

En España, tanto el Código Civil como la Ley de Enjuiciamiento Civil facilitan bastante la interposición de una demanda de divorcio entre cónyuges de nacionalidad española, ya sea ésta de mutuo acuerdo o por la vía contenciosa. Un divorcio, por lo tanto, no es un procedimiento complicado, al menos “técnicamente hablando”. Distinto será el tema de las cuestiones patrimoniales asociadas o los elementos psicológicos habituales en la ruptura de una pareja.

Por tanto, es suficiente, en la actualidad, manifestar la voluntad de cesar en el matrimonio, siempre que se haya estado casado previamente durante un periodo de al menos tres meses.

Regulación Legal:

  • Formal:

Existen dos vías para demandar la disolución de un matrimonio. El artículo 770 de la LEC establece la vía contenciosa, que no es otra que la de la del procedimiento judicial, por trámite verbal y con algunas determinaciones específicas. Por su parte, el artículo 777 delimita el procedimiento de la demanda de divorcio de mutuo acuerdo.

El mismo capítulo detalla las medidas provisionales, sean o no previas a la interposición de la demanda, así como las definitivas. Por su parte el art. 806 y ss. de la LEC regula la división judicial del patrimonio en relación a la liquidación del régimen económico matrimonial.

  • Jurídico Material o de Fondo:

El título IV del Código Civil regula diversas materias relativas al matrimonio que no vamos a tratar ahora. A su vez, el título VI regula el régimen de alimentos y el título VII las relaciones paterno-filiales.

Si podemos mencionar que, específicamente, el art. 90 y ss. del CC, así como el 102 y 103, van a ser fundamentales a la hora de encontrar un soporte legal a las cargas económicas que han de soportarse con posterioridad a haberse producido el divorcio, concretamente a la pensión de alimentos, a la pensión compensatoria al ex cónyuge y las medidas relativas al uso y disfrute del domicilio, así como los regímenes de vistas de los hijos, posibles periodos de convivencia, etc.

Requisitos:

Para interponer la demanda y para el ulterior desarrollo del procedimiento, es necesario aportar toda la documentación original relativa a las propiedades del matrimonio, así como de los bienes propios si los hubiera. Es también necesario aportar toda la documentación identificativa tanto del matrimonio cómo de los hijos, certificados de nacimiento incluidos. Por último, es necesario aportar toda la documentación de índole económica que se quiera hacer valer, sin ánimo de ser exhaustivo: Nómina propia, nómina del cónyuge, cartillas bancarias, matrícula universitaria de los hijos, etc.

Conclusiones:

El proceso de separación de una vida en común que debe acabar con una sentencia de divorcio y un convenio regulador es una figura jurídica sin duda peculiar. Son dos las maneras de acceder a ella y dos son también sus consecuencias. En la medida de lo razonable, es preferible evitar un proceso por la vía contenciosa. Por tres motivos:

  1. En primer lugar, por el deterioro anímico y moral que supone enfrentar a tu propia familia en las salas de justicia, un trago amargo la mayoría de las veces, al que no vale la pena exponerse si no es estrictamente necesario.
  2. En segundo lugar, por la incertidumbre jurídica que supone enfrentarse a una sentencia judicial tras un proceso en la que ha habido peticiones enfrentadas. El juez puede no ajustar su decisión a nuestras pretensiones y desestimarlas en todo o en parte. Un proceso negociador, si bien puede no tener el mismo potencial de éxito que una sentencia favorable en todos los extremos, sí permite hacer una división patrimonial controlada en la que se han minimizado los riesgos.
  3. En tercer lugar, el costo económico. Si bien ésta no debería ser una razón principal, no hay que ocultar que la naturaleza de un procedimiento de mutuo acuerdo es significativamente más asequible, siendo otra de sus ventajas que el plazo requerido para concluir todos los trámites es también inferior al del divorcio por la vía contenciosa.

Recuerda que en nuestra sección de Derecho de Familia también hemos hablado de como afectan a este procedimiento las Tasas Judiciales y los peligros del Divorcio Express. Para cualquier consulta, no dudes en escribirnos.

 

En AlhambraNet.info somos un grupo de Abogados especializados en distintas materias del Derecho. Apostamos por las nuevas tendencias. Si tienes un problema legal y necesitas atención personalizada, escríbenos a alhambranetinfo@gmail.com o visita nuestra sección de Contacto.